miércoles, septiembre 20, 2006

"Jesús viene . . . vámonos"


“Jesús viene . . . vámonos” reza una antiquísima pegatina o calcomanía, como prefieran llamarle. La podíamos ver pegada desde salas de cine hasta vidrios de minibus, debajo del que dice: “mantenga su distancia porque he bebido”.

En fin, jocosa frase que hoy en día considero debería ser muy tomada en cuenta por los verdaderos creyentes, que deberían decirse: “huy nanita, ¿dónde me hago bola?”. No es una exageración mía, mas bien es una exageración suya. Basta con poner escasos diez minutos de alguno de los numerosísimos canales cristianos que hay en nuestro medio (en la vasta frecuencia UHF) para entender lo que digo. Una de esas muchas noches en las que el sueño es escaso, de mera curiosidad puse el canal 27 Xto tv (desde el nombre del canal es intimidante: Cristo te ve. . . ten cuidado) a eso de la 1:47 de la madrugada donde se encontraba un dude de impecable presentación (juraría llevaba un terno Armani) que se dirigía a un enorme auditorio repleto de gente que seguía las indicaciones del anfitrión al pie de la letra. . .”¡Aleluya esto!, ¡Aleluya aquello!. . .” la gente muy eufórica repetía “¡ALELUYA!”

Hasta ahí, bien, uno podía pensar que el que hablaba era un gran orador, con grandes cosas que decir y la gente reaccionaba así por este motivo. Lo curioso es cuando uno presta más atención al mensaje del hombre éste: No paraba de amenazar a los asistentes. Repetía y repetía que Jesús ya viene y que deberían tener miedo, mucho miedo. . . pero también gozo (notoriamente en menor medida) por su llegada, ya que arribaba para salvarnos y para ajusticiar a los pecadores en la tierra. Así continuó su discurso de salvación donde exhortaba a deshacerse de los bienes materiales (no lo dijo, pero era implícito que debían “donarlo” a su congregación en busca de la salvación eterna) ya que sólo el alma, y realmente los puros de alma serán salvados de la “depuración” divina (me parece haber visto esto antes, pero eran los de la raza superior los depuradores) que Jesús llevará a cabo. Como diría un amiguete de por aquí: JOLíN. Asumo que muchos de los creyentes dirán mejor le hago caso al sticker y me hago bola lo más lejos posible porque ahora si se va a armar la podridísima . . . la de Yisus en la tierra.

Estas amenazas (aunque no las llaman así en la congre) son comunes y diarias. Entonces asumo que esa pobre gente que aparte de ser crédula y en extremo manejable encima vive en una paranoia constante. Todo lo que hagan es pecado y será juzgado en la próxima venida (técnicamente al escribir esto yo también estoy pecando en este momento). No obstante a esta paranoia latente se le sumó el máximo pontífice, el representante sumo de Dios en la tierra (que es una especie de Don King litúrgico), que con sus declaraciones del otro día donde citó escritos del Emperador II del imperio bizantino donde relacionaba a Mahoma con hechos de violencia y sangre a lo largo de la historia (como si la iglesia no hubiera organizado matanzas y guerras en nombre del todopoderoso). Una hipótesis que yo muy dentro mío manejo es la siguiente: noche antes de las declaraciones del Papa, Papi George estaba muy aburrido en su oficinal oval, literalmente pelotudeando y sacándose mocos, cuando de repente se le iluminó el coco. . . “¡joderé a los islamistas pero ahora no quedo mal yo!”. Entonces fue que empezó su incansable búsqueda de conejillos de indias donde barajó nombres como Pelé, Kofi Anan, Toni Blair. . . pero nada satisfecho se dijo “estos ya la cagaron muchas veces, no sirven”. De repente, iluminación divina, se acordó de su blothel Benedict the 16th. “Carajo este man me va a bancar” pensó, entonces lo llamó y le dijo “che hazme pues la gauchada de hacer quedar mal de alguna forma a esos pendejitos pues, tan buen cristiano que soy”, a lo que el gemelo del Emperador de Star Wars contestó: “¡cómo no, hijo mío! Un gran devoto y cumplidor de la palabra del señor como vos se merece este tipo de favores. Tu que sin pedirme nada a cambio matas todos los días narigones de turbante en el medio oriente te mereces esto y más todavía. . .”.

Es así que ni corto ni perezoso a la mañana siguiente nuestro amiguete, el Pope, hizo tamañas declaraciones que despertaron la furia del testarudo y guatocortista pueblo islámico, donde el mayor de los terroristas responde a esta religión y se la tiene juradísma a todos los adoradores de la cruz.

Entonces digo yo, si fuera un fiel creyente, viviría con una paranoia casi esquizoide: Jesús viene, todo es pecado y encima Osama Bien Lame quiere mis orejas de trofeo en su cabecera. . . donde carajo me escondo. Ahora reflexiono y contradictoriamente digo: gracias a Dios no creo en Dios.

Alvaro "Urtika" Urdininea Dupleich
"El Mameleinz no había sido tan Mameleinz"

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Eres un simple rebelde que te jactas de hereje. Dedicate a escribir disparates de tus derrotas cacheras, talvez algo bueno te salga, ya es hora ¿no?
Bolivia necesita más herejes
Xavier Saez-Llorens

Anónimo dijo...

Muy pronto la llegada de Cristo ...
necesitamos auspiciadores
contactar Urtica

Xavier Saez-Llorens

Fernando Biadós dijo...

Bien Urtikante, un claro y preciso análisis teológico, de los delirios paranoides de esos creyentes ultra.